El largo declive y la crisis estructural de la economía-mundo capitalista, 1967/73-2010

10 11 2011

“No estamos más cerca de responder a la cuestión de exactamente cómo las decisiones de la inversión que resultan en un rápido o lento crecimiento son realizadas nacional o internacionalmente que Kalecki cuando escribió su ensayo. Pero hemos visto cómo con la desaceleración de la inversión en la mayoría de los países de la OCDE y de la mayoría de los Países Menos Desarrollados fuera del Este de Asia, el crecimiento sostenido a largo plazo de los años 1945-70 se ha convertido sólo en un recuerdo”. Amiya Kumar Bagchi

La actual crisis en la economía-mundo capitalista ha resultado ser más duradera de lo previsto. Solamente a partir de este año se ha formado una conciencia más o menos generalizada —tanto en la opinión pública como en los medios— de que la crisis subprime del 2008 lejos de haber finalizado en el 2010, ha cobrado aún más fuerza en su posterior desenvolvimiento. El presente artículo tiene como objetivo presentar la actual crisis financiera como expresión del largo declive originado de la fase B (estancamiento/recesión) del ciclo Kondratiev en la economía-mundo entre 1967 y 1973, de la cual aún se sufren sus consecuencias. Este descenso en el ciclo económico, en el sistema-mundo significó: 1) el paulatino declive de Estados Unidos como potencia hegemónica, 2) la condición de posibilidad del auge de las “potencias emergentes” que componen el BRIC, y 3) el agravamiento de las “tendencias seculares” del desarrollo capitalista que en el largo plazo podría implicar su inminente inviabilidad histórica. Tales son las “coordenadas históricas” sobre las cuales se realizará el siguiente análisis del largo declive y la crisis estructural del sistema-mundo capitalista. Cabe realizar una advertencia: si bien este ensayo cabe dentro de lo que se conoce como “economía política”, no será de carácter excesivamente cuantitativista. Es decir, no se hará uso de números, sino de historia y teoría. Leer el resto de esta entrada »





¿Existe la pauperización absoluta en el modo de producción capitalista?

15 12 2009

Es indudable que hablar de la teoría económica de Marx es involucrarse con cuestiones espinudas. Es así en primer lugar por el alto grado de satanización que tiene ese pensador. Hablar de Marx es poco menos que mencionar al mismísimo Belcebú. Esto no necesita ser demostrado. Y en segundo lugar, es difícil, porque las proposiciones marxianas acerca del funcionamiento de la sociedad han sido constantemente atacadas y refutadas por distintos pensadores, en donde se descalifican y descartan ciertas hipótesis de Marx con respecto al desarrollo del capitalismo. ¿Por qué ha sido así? Pues, en primer lugar, es porque Karl Marx ha elaborado una “teoría de la historia” en que el antagonismo y por ende el conflicto es el motor de la historia. En ese sentido, para Marx, no hay sistema social que sea eterno y que permanezca inmutable eternamente, dándose entonces contradicciones sociales que generan cambios en la misma formación social. Sin embargo, lo específico del capitalismo —como sistema histórico— no es tanto la “lucha de clases” —que como muy bien menciona Wallerstein— ha sido la constante histórica en todos los modos de producción. Y según él, lo verdaderamente problemático, es que Marx “encontró no sólo la lucha de clases (···) sino también la polarización de clases. Esta fue su hipótesis más radical y atrevida, y por consiguiente, la más criticada”.1 La idea de polarización —o de pauperización absoluta— ha sido tan criticada que incluso marxistas la han refutado. El siguiente trabajo, expondrá primero las críticas a la idea marxiana de pauperización —o polarización de las clases— que se da bajo el modo de producción capitalista, y en segundo lugar se reconsiderará la validez de tal hipótesis marxiana. Leer el resto de esta entrada »